Difundir el textil tradicional a través de piezas icónicas bordadas.


NAKAWE
Ashley Silberstein (27) y Yael Cukiert (26) son las fundadoras de Nakawe, un proyecto Textil que nació en la Ciudad de México a principios del 2017, ¿Su misión? Difundir el textil tradicional a través de piezas icónicas bordadas.
Ashley y Yael estudiaron Diseño Textil y Mercadotecnia en la Universidad Iberoamericana, al tener siempre un espíritu emprendedor, se dieron cuenta de que querían regresarle algo a México, el país que tanto les había dado. Escogen la chamarra de mezclilla como pieza clásica para ser la portadora de distintas historias bordadas a mano.
Sus más grandes inspiraciones han sido íconos mexicanos. Para Ashley, la ciudad de San Miguel de Allende, los Sopes y Frida Khalo son de sus cosas favoritas; por el otro lado a Yael, Puebla, el mole y Cantinflas le traen buenos recuerdos. Todo esto y sus familias, los alientan y estimulan en la parte creativa.
“...somos un negocio con causa, nos sentimos orgullosas de nuestras raíces y las queremos presumir.”
Durante este camino al emprendimiento, se han dado cuenta que la Administración de Empresas y el Diseño de Modas, son carreras que podrían complementar lo que ya saben. Trabajan de 7 a 8 horas con horarios y días que cambian todo el tiempo, principalmente porque es difícil coordinar a todos los proveedores de la tela, botones, etiquetas, corte y maquila. Es importante recalcar que la comunicación que tienen con el equipo de bordado en Chiapas, debe ser clara y eficiente ya que es la parte que más quieren resaltar en las piezas.
Al contacto con los clientes se le da un seguimiento de 24/7; procuran que las páginas online o boutiques, tengan todo el stock que necesitan. En redes sociales, tratan de contestar en un promedio de 2 a 3 horas; los post que realizan, los hacen con extremo cuidado, ya que deben transmitir el arte y proceso que hay detrás de las chamarras. Es trabajo creativo continuo ya que las colecciones se realizan constantemente, también cuidando que las ideas que se aportan, se alineen a la visión de Nakawe.
Lo más importante en una empresa exitosa es los empleados: “Todo el éxito de la marca se lo debemos a la gente con la que trabajamos. Nakawe es Nakawe por los bordados y gran trabajo que hacen nuestro equipo de artesanos en Chiapas”.
Una cultura de respeto y creatividad es lo que domina en la relación con todos los que están involucrados en el proyecto. Una de las cosas más satisfactorias para el equipo, es ver que los resultados generan reacciones increíbles en los consumidores.
“..Nakawe es nuestro bebe, estamos súper emocionadas del impacto que está causando y lo queremos y vamos a llevar muy lejos. Cada día pensamos ideas nuevas de hacia dónde lo podemos crecer y de qué manera podemos seguir innovando..”
Como en todos los negocios, con los errores se aprende. Ellos comentan que realizar producciones tan grandes no es lo más conveniente ya que muchas veces hay errores que se tienen que corregir, y al ser un proceso artesanal, lleva tiempo terminar las piezas de nuevo.
¿Cómo se logra una base sólida de consumidores? En Nawake la innovación, transparencia e involucrarse con los clientes, es lo principal.
Trazar objetivos para no perder el rumbo de hacia donde va la empresa es esencial. Planean a mediano plazo, trabajar con más comunidades y sacar una línea de bebes; los objetivos a largo plazo se enfocan en expandirse en E.U.A y sacar una línea de hombres.
“Tener tu negocio es tener algo tuyo, tu bebe. Te despiertas todas las mañanas con ganas de trabajar para tener mejores resultados que el día de anterior, es algo por lo que no te importa madrugar o desvelarte. Si tienes que trabajar el fin de semana lo haces porque estás viendo como poco a poco se va desarrollando tu proyecto. Es tener algo al que entregas 1000% y la satisfacción es enorme. Toda la gente que se sale de su zona de confort para seguir su pasión, y de eso hacer un negocio, a todos ellos los admiramos. ”

Redes sociales
Facebook: NakaweMx
Instagram: nakawe_mx


Otros Blogs